Las olas energizan Portugal

Portugal acaba de estrenar el Parque de Energía de Olas del Atlántico, que aprovechará la energía del mar. La inversión ha supuesto el desembolso de un poco más de 8, 5 millones de euros.

El proyecto está ubicado en la localidad de Povoa de Varzim, que está situada en el norte del país. El parque tiene forma cilíndrica, 50 m de largo y un perímetro de 3,5 m, de los cuales sólo uno está encima del nivel del agua.

Está formado por unas máquinas que han sido diseñadas por la empresa escocesa Ocean Power Energy (OPD). Se componen de una serie de cilindros rojos, los cuales tienen el tamaño de un pequeño tren regional cada uno de ellos. Están conectados entre sí y apuntan en dirección a las olas.

Energía para 6.000 habitantes
Las olas se introducen en el interior de los tubos provocando que éstos asciendan y desciendan. La energía que se genera en este movimiento es aprovechada por un sistema hidráulico. Después se transporta por cable submarino hasta la estación más cercana de conexión con la Red Eléctrica Nacional.

En una primera fase, las instalaciones van a producir energía eléctrica suficiente para una población de unos 6.000 habitantes, mediante tres máquinas de aprovechamiento energético, con capacidad para producir 750 kW cada una. Gracias a estas máquinas se logrará alcanzar una producción media anual de siete GW por hora.