En la planta de… Christian Salvesen Gerposa

La actividad en las dos plataformas madrileñas de la compañía Christian Salvesen Gerposa no cesa durante las 24 horas del día. Así es el negocio de este operador logístico, ininterrumpido.

Estas plataformas se encuentran a pocos kilómetros de la capital, en las localidades de Coslada, en concreto en el CTC (Centro de Transportes de Coslada) con 9.000 m2 de superficie y diez muelles de carga, y en Alcalá de Henares, en el polígono industrial La Garena con 9.200 m2 y 12 muelles de carga.

“La operativa gira en torno a cuatro líneas de negocio: logística, distribución de paletería, carga fraccionada o grupaje y carga completa”, detalla Blas Fuentes, gerente de la delegación de Madrid de Christian Salvesen Gerposa.


Cualquier movimiento realizado se controla gracias a la lectura del código de barras de las etiquetas identificativas que incorpora cada bulto. “De este modo, se garantiza la trazabilidad y cualquier cliente puede conocer la situación de sus pedidos o de sus expediciones on-line”, asegura Fuentes.

07.00: LOGÍSTICA
Son las siete de la mañana y ya ha comenzado la actividad logística en las dos plataformas de Christian Salvesen Gerposa de Madrid. La mercancía tiene dos tipos de movimientos, de entrada y de salida. En el primero, el personal de almacén descarga el vehículo con la mercancía, la controla y la ubica en su posición correspondiente. Por medio de su lectura electrónica, la información se introduce en el sistema informático.

En el caso de las salidas, la operativa se inicia con una solicitud del cliente. Seguidamente, los administrativos del almacén confeccionan el albarán y pasan la orden para que se efectúe la preparación física del envío. El personal operativo desubica la carga y realiza el picking (por paleta, bulto o unidad). Una vez finalizada esta tarea, se etiqueta cada elemento que compone el envío y se posiciona en el muelle correspondiente para su posterior transporte.

Diariamente se informa al cliente de los movimientos de entrada y de salida que ha experimentado su stock, y de las anomalías detectadas en la preparación de los pedidos.

07.30: DISTRIBUCIÓN DIURNA
A primera hora empieza el reparto de mercancía paletizada en Madrid y su zona de influencia. Los responsables de distribución han diseñado previamente las rutas de recogida, en base a la información introducida en el sistema informático, y facilitan a cada conductor su hoja o manifiesto de carga. Con este documento el conductor coteja los bultos que se le han asignado, procede a la carga de su vehículo y comienza la distribución capilar.

08.00: GRUPAJES Y CARGAS COMPLETAS
En las dependencias del CTC existe un departamento de tráfico específico para la gestión de cargas completas y otro distinto para la de grupajes. Los operadores de tráfico reciben las solicitudes de los clientes y a partir de ahí asignan a cada una el medio de transporte adecuado, ya sea por medio de flota propia o colaboradores externos. Una vez concluido el servicio o en caso de incidencia, informan directamente al cliente.

08.15: ATENCIÓN AL CLIENTE
En las delegaciones de Madrid hay dos departamentos diferenciados, el de posventa llegadas, para el seguimiento de la mercancía que otras delegaciones envían a Madrid y el de posventa salidas, para el seguimiento de aquélla recogida en Madrid con destino a otras plazas.

A esta hora no cesan de recibirse e-mails, faxes y llamadas de clientes que solicitan la recogida de su carga para la entrega en 24 o, como mucho, 48 horas en cualquier punto nacional o europeo. Se trata del inicio de la operativa de la distribución de paletería.

09.00: DESPIERTA LA ACTIVIDAD COMERCIAL
El equipo comercial está formado por un responsable de ventas y dos comerciales. Su actividad se reparte entre visitas a clientes potenciales y seguimiento de los clientes en cartera, complementada con labores que llevan a cabo en su centro de trabajo. Son el nexo de unión entre el operador logístico y sus clientes.

12.00: SEGUNDA CARGA
A media mañana, los vehículos que están haciendo las entregas paletizadas a sus destinatarios regresan a las instalaciones para efectuar una segunda distribución capilar.

15.00: RECOGIDA DE MERCANCÍA A DISTRIBUIR
Con las entregas ya completadas, los vehículos comienzan el proceso de recogida de mercancía en casa de los clientes, conforme a las rutas prediseñadas por los responsables de distribución.

17.00: CLASIFICACIÓN DE LAS RECOGIDAS
Finalizadas las recogidas, los transportes regresan a las instalaciones con las paletas de los clientes. Allí, el personal se ocupa de su descarga y control, grabación de los pedidos en el sistema, generación y pegado de las etiquetas en los bultos correspondientes, clasificación y ubicación en tramos, según destino (distribución capilar u a otras delegaciones).

19.00: LANZADERAS DE CONEXIÓN
Las lanzaderas son los vehículos de la red de transporte del operador que permiten conectar todas sus delegaciones entre sí y hacer posible la actividad de distribución de paletería. En ellas viaja la mercadería recogida ese día en Madrid y la que procede de otras delegaciones de origen, que es coordinada desde allí mismo para alcanzar su destinación final.

Es el momento de que salga el primer vehículo de conexión hacia Portugal. A continuación, siguen partiendo camiones hacia el resto de destinos hasta una hora límite. Siempre debe haber tiempo suficiente para que las delegaciones recepcionadoras entreguen la mercancía en el plazo acordado con el cliente.

22.00: DISTRIBUCIÓN NOCTURNA
Determinados clientes, como importantes firmas del mercado textil, juguetes o automoción, tienen contratado con Christian Salvesen Gerposa un servicio de entrega nocturna en sus tiendas y concesionarios, antes de las ocho de la mañana, en todo el territorio peninsular.

A las diez de la noche comienzan a recibir los bultos de los distintos orígenes a través de la red de transporte de entregas nocturnas. El personal de almacén los descarga, los lee electrónicamente y los clasifica en los muelles de reparto capilar.

Desde medianoche hasta primera hora de la mañana, tiene lugar el reparto nocturno de la mercancía en Madrid, Guadalajara y Cuenca. Las entregas se realizan a puerta cerrada, sin personal del cliente para su recepción. Esto requiere un alto grado de compromiso y responsabilidad por parte del operador. Por su parte, los repartidores disponen de lectores móviles en sus vehículos y, vía GPRS, transmiten, en tiempo real, la confirmación de la entrega.

2.00: COORDINACIÓN DE LANZADERAS
Durante la noche se reciben las lanzaderas que vienen de otras delegaciones de origen. El personal de almacén descarga, controla y ubica las unidades de carga en su muelle de reparto capilar correspondiente o en los muelles de coordinación, si se trata de referencias para otras plazas que hay que organizar desde Madrid.